Nuestrooceano

Feel the black sound

Crónica del concierto de Extremoduro el Viernes 7 de Septiembre en Sevilla. Gira 2012 “Robando perchas del hotel ”

2 comentarios

Llegamos a las 10 puntuales y lo primero que nos llama la atención son los típicos fallitos de organización que pasa el primer día de una gira de este tipo. Sin embargo, también he de decir que este tipo de conciertos y este grupo en especial están ya bastante vistos en Sevilla como para fallar siempre en lo mismo.

En primer lugar, estaba muy bien pensado que hubiera dos puertas de seguridad. Una para entrar en el recinto y otra en el escenario. Sin embargo, la de para entrar en el recinto era puramente existencial ya que no tenía ningún cometido en especial. La gente pasaba esta primera puerta en oleadas con bebidas, porritos y demás sustancias que ya os imaginareis. Y claro, si esta era la primera puerta que debería haber servido de parapeto pues en la segunda la cosa empeoraba. Se formaron grandes colas justo antes del concierto con gente bastante embrutecida.

Pero lo peor fue comprobar cómo habían organizado los dos precios dentro del auditorio. Las gradas tenían un precio y delante del escenario otro. Pero la tenue separación que había entre ellos era una simple vaya de metal que llegaba por la cintura. Imaginaos como fue el entrar de la gente. Saltos, placajes de la seguridad, peleas, fintas, burlas e improperios fueron la distracción de todos los presentes los primeros 15 o 20 minutos desde que abrieron las puertas. Siento decir que era algo vergonzoso ver eso. Pero también supongo que fue algo del primer día ya que al rato lo medio controlaron poniendo un segurata cada medio metro de la valla. El segundo día espero que ya estuvieran en esa posición desde el principio.

http://www.extremoduro.com/pics/galeria/grandes/foto_galeria_01.jpgPor fin, sobre las 10:30 empieza el concierto con “El pájaro Azul”

Nos recibe una gran pantalla donde se proyecta el video del tema mientras como por arte de magia uno a uno los focos se van encendiendo y apareciendo entre gritos y palmas todos los componentes del grupo.

Con “Ama, ama y ensancha el alma” la gente se desmadra, las cervezas vuelan por encima de nuestras cabezas y, menos mal, que Robe tiene el micro alto, porque sino apenas se le escucharía. Pasen los años que pasen Sevilla siempre ha sido un pilar clave para este grupo. Me acuerdo la primera vez que los vi. En aquel entonces yo tenía casi 20 años y tocaban juntos Extremoduro y Platero y tú, el anterior grupo de Fito. La impresión que me da hoy es que la cosa no ha cambiado ni un ápice. Se adaptan a todas las edades, auqnue sí que es cierto que abundan los chavales de 18 a 22 años.

“No me calientes que me hundo”. El auditorio está completo. Se han agotado las entradas de los dos días, como no podía ser de otra manera.

“Desarraigo”, y tras ella “Calle Esperanza”.

A estas alturas ya hay un par de cosas que me gustaría comentaros. La primera es que Robe está mucho menos poeta que en otras ocasiones. Llevamos 5 temas y aún no nos ha regalado ninguna de sus obras. Y la otra es que, de momento, los temas suenan muy marciales. Uno tras otro, como en un disco, sin espacios entre ellos ni nada que nos marque que no es una grabación. Hay que puntualizar que éste es el concierto que abre su gira “Robando perchas del hotel”, por lo que, le daremos un poquito más de tiempo para que vaya cogiendo rodaje.

Si sois de los seguidores de toda la vida de Extremoduro, como yo, y vais a uno de sus conciertos de esta gira, cosa que os adelanto que RECOMIENDO encarecidamente, que no os sorprenda el cambio que ha dado el grupo en directo. Yo he tenido el gusto de asistir al menos a 4 o 5 conciertos suyos a lo largo de mi vida. Y aunque el ritmo, la cadencia y la intensidad han ido disminuyendo con los años, sí que es cierto que han sabido conservar su esencia, adaptándolo a un nuevo sonido con el que estamos disfrutando al menos en sus dos últimos trabajos. En directo este cambio de registro mucho más melódico y pausado se nota tremendamente. Hasta el punto de que los saltos, empujones, el típico círculo famoso que antes se formaba siempre en los conciertos no ha hecho su aparición y a lo largo de la noche tampoco lo hará en ningún momento.http://www.extremoduro.com/pics/galeria/grandes/foto_galeria_11.jpg

“La vereda de la puerta de atrás”. Uno de sus temas emblemáticos de Yo, minoría absoluta. Un tema perfecto para levantar a todo el auditorio con un Robe que simplemente está tremendo. Y cuando llegamos al punteo y se cambia la guitarra ya es para tirarse de los pelos como unas adolescentes ;). Pura adrenalina que no baja ya que nos regala:

“Si te vas…” de su estupendo Material Defectuoso.

“….Dicen que una persona como yo no debería hacer una canción así sentadito. Pero, quizás, precisamente por eso….”. Primeras palabras de Robe para presentarnos un tema inédito, que por lo que nos ha contado, tampoco aparecerá en su próximo disco pero que pretende incluirlo algo más adelante.

“Frío” Lo he titulado así porque es la base del estribillo, pero no creo que sea su nombre final.

Sólo, sentado delante de la batería con su guitarra y un foco único en todo el escenario alumbrándolo a él. Muy íntimo. Durante el tema se encenderá otro foco que ilumina a un tipo que le hace el apoyo coral. El tema tiene un deje a rumba propio de años pasados. Un medio tiempo que por estructura no encajaría en sus últimos discos. Además, a medio tema, tiene un cambio brusco de ritmo que incluye la aparición de toda la banda. Uno de esos cambios propios de discos como Pedrá y que tanto recuerdos nos traen. Guitaras rasgadas y percusión potente pone a la gente en pie. Al terminar Robe nos pide que le digamos si nos gusta, aunque no podemos decir por qué. Así que obediente como soy yo desde aquí digo que SI, que me ha gustado bastante…. y ya está.

“Sucede” le imprime ritmo y participación al concierto. Me he visto gritando esto como un descosido, como hace años….que bueno.

“Abre el pecho y registra”. Por fin, tras este tema el poeta se arranca con sus versos. Recuerda por momentos a Albert Plá. Con esto, el concierto gana puntos por momentos. El calor de la noche, sube aún más los grados dentro del auditorio y el sofoco empieza a embriagar todos los sentidos.

“Pedrá”, o al menos una parte, pone fin a este primer acto. Y sí, habéis leído bien, ya que el concierto, como posteriormente descubrimos va a tener 3 actos nada menos, entre los cuales habrá una pausa de 15 a 25 minutos.

El motivo, no lo tengo muy claro, allí había diversidad de opiniones, pero sí que es cierto que al final la duración total del evento fue nada menos que de más de 2 horas y media. Con lo que es normal que hicieran algún break.

Pasados los minutos de rigor se abre el telón y se ve a Robe y Manuel con un fondo lleno de pantallas. Hay dos más que antes, en total tres. En la pantalla aparece una casita de campo con nubes al fondo. Se escuchan los acordes de “Dulce introducción al caos” y a medida que avanza el tema la casita también evoluciona, adaptándose a la letra de la canción. El efecto queda muy currado y ha sido todo un descubrimiento el video, ya que no es oficial, y a menos que vayáis al concierto de momento no lo podréis ver en ningún otro sitio.

“Primer movimiento: el sueño” seguido de “Segundo movimiento: lo de fuera”. Parece que se han propuesto tocar del tirón todo el disco de La ley innata.

No he entendido mucho la parada que han hecho y a la gente le ha pasado lo mismo. Ha costado arrancar de nuevo la energía que teníamos justo antes del parón. Pero el “Tercer movimiento: lo de dentro” termina de volver a encender a la gente. Con ese inicio tan melódico y preciosista en su minimalismo, que como en sus inicios se convierte allá por el minuto 8 en puro energía de guitarras eléctricas. El juego de luces, las imágenes de cuadros desangrados y de demonios crean una atmósfera sobrecogedora haciendo que este tema y su final tranquilo y sosegado se hayan convertido en todo un espectáculo visual y auditivo para los asistentes. Algo inolvidable, pura gozada.

“Cuarto movimiento: la realidad”. Hay que bajar el ritmo. En la pantalla una chica que con el lenguaje de signos nos canta el tema mientras Robe, sentado, y los teclados nos crean un efecto casi mágico.

De golpe, otra parada. Sin decir nada se van sencillamente del escenario y se encienden todas las luces. Han pasado sólo 40 minutos desde que volvieron y aunque la gente está extrañada, de aquí no se mueve nadie.

Para volver: “Cabezabajo” que nos devuelve a la realidad de un concierto que nos está dando una de cal y otra de arena. De nuevo han aumentado el número de pantallas, ahora son nada menos que 7.

“Bribriblibli” y la peña vuelve a gritar a todo pulmón. Miles de personas saltando, cantando, gritando, “bailando” al unísono. Es impresionante ver todo el auditorio así.

“A fuego”. Musicalmente son grandísimos. Más tarde escucharemos críticas de que si ya no son tan cercanos, de que ya no se mojan como antes, de que han olvidado alguno de sus discos emblemáticos, y sí puede que todo eso sea verdad en cierto sentido. Pero un concierto con la profesionalidad, con la energía y versatilidad del que estamos siendo testigos hoy en día es realmente difícil de ver, y mucho más si nos referimos a grupo españoles. Extremoduro juega en otra liga, y verlos es un espectáculo que nadie debería perderse.

Tan sólo escuchar los primeros acordes de “Tango suicida” ya merece la pena cualquier inconveniente por el que hayamos pasado para llegar hasta aquí. Manuel se sale en este tema. Y como no podía ser de otra manera Manuel lo termina de bordar con “Me estoy quitando” y su tremenda guitarra.

“So payaso” nos devuelve a nuestra adolescencia y aunque esta vez tocada con cierto ritmo distinto, la gente sube el volumen tanto al cantarla que apenas se oye la voz de Robe.

“Puta” pone fin, en principio, al concierto. Aunque claro, eso no se lo cree nadie, y tras una breve pausa nos regalan “Stand by” y tras que, por poco, la gente tire las gradas al pedir otra y otra ponen fin con “Salir”. Un broche de oro para una noche inolvidable.

En definitiva, si tenéis aún oportunidad de pillar alguna entrada para esta gira os la recomiendo encarecidamente, como fan que he sido toda mi vida a este grupo, pero también como melómano, amante de la música y del rock. No hay palabras.

Pd: Siento no tener fotos propias como siempre, pero un problemilla con las entradas y los pases hicieron que nuestra fotógrafa no pudiera finalmente asistir al concierto. Una pena la verdad, porque hubieran estado geniales. Quizás para la próxima. Para Fito lo intentaremos.

Tracklist del concierto del Viernes 7/09/2012 :

“El pájaro Azul”

Ama, ama y ensancha el alma”

“No me calientes que me hundo”

“Desarraigo”

“Calle Esperanza”

“La vereda de la puerta de atrás”

“Si te vas…”

tema inédito

“Sucede”

“Abre el pecho y registra”

“Pedrá”

“Dulce introducción al caos”

“Primer movimiento: el sueño”

“Segundo movimiento: lo de fuera”

“Tercer movimiento: lo de dentro”

“Cuarto movimiento: la realidad”

“Cabezabajo”

“Bribriblibli”

“A fuego”

“Tango suicida”

“So payaso”

“Puta”

“Salir”

About these ads

Autor: Esperanzamar

La música une, es universal, da igual el idioma que hables o si ni siquiera dices una palabra. Hay veces que ha dado igual si te has quedado sordo incluso, se puede sentir, te hace estremecer, saltar, gritar... la vida es mas interesante con ella y por eso deberia ser de libre circulacion. Aqui pongo mi granito de arena

2 pensamientos en “Crónica del concierto de Extremoduro el Viernes 7 de Septiembre en Sevilla. Gira 2012 “Robando perchas del hotel ”

  1. He leido esto un poco tarde pero tengo que decir varias cosas al respecto; la primera es que no habia dos precios, habia un inico precio para grada y pista.
    Dos, no habia manera de entrar con bebida, yo lo intente y no me dejaron, porros, eso es casi inebitable.
    Tres, eres gilipollas.Solo dices estupideces.

    • Bueno, bueno. Lo primero, es la primera vez que me insultan en mi blog, y he de decir que si fuera coherentemente lo respetaría, pero como es por pura ignorancia pues la verdad, te acepto este comentario y ninguno más.
      Lo segundo: Cierto que había sólo un precio, eran 24 anticipada y 26 en taquilla, sólo que hubo un problema con una página de venta de entradas y por eso algunos que pidieron a pie de escenario tuvieron que irse a gradas. Te agradezco la corrección.
      Tercero: POR LA PRIMERA PUERTA (Si has ido al auditorio sabes cual es, la que da a la calle) entraba TODO DIOS con bebidas y demás. Cosa que creo que deberían haber parado. Por supuesto con la segunda, para entrar al recinto si que no entraba nadie con bebidas, faltaría más. Pero las colas que se formaron fueron impresionantes, y de muy mal rollito.
      Y último y sin faltar al respeto sólo describo, además ahora que me lo he releído aún estoy más de acuerdo, todo lo que vi y sentí en aquel concierto. Organización de baja calidad y actuación como siempre genial, aunque faltaran algunas cosillas.
      Por favor, si vas a insultar a alguien porque no te gusta lo que escribe, primero infórmate, segundo respeta y tercero, no insultes chaval que el único que queda como un gilipollas eres tú con esas palabras.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 1.077 seguidores